miércoles, 16 de enero de 2008

Me han tirado de las orejas...


Metafóricamente hablando, claro.

Lo cierto es que creo que no me lo merezco, y por eso he protestado enérgicamente. Pondré todos los datos para que lo juzguéis vosotros mismos:

A finales de Diciembre una compañera de otro departamento abandonó el barco y contrataron a otra chiquilla. A los dos días de entrar ella, me fui de vacaciones, y cómo bien sabéis hasta el día 8 no se ha vuelto a saber de mi, por lo que con esta chica, lo más que he hablado en el mes que lleva en la empresa, son 2 veces y únicamente por motivos laborales porque por cosas de la producción, me llegan sus facturas y yo se las dejo encima de su mesa. Otras veces nos llegan facturas que se han de repartir entre los dos deptos., así que hago mi parte y le dejo una anotación en la factura.
Pués esta mañana me ha llamado SU jefe al despacho diciéndome que le parecía una falta de respeto por mi parte que "le tirara" los documentos encima del escritorio (a todo esto, la chica con cara de alucine).
Me he quedado a cuadros. Si algo me caracteriza, son mi sonrisa y la simpatía (baja modesto, que sube Menta).
Después de decirle a la chica que si había estado borde con ella, que me disculpara, que no había sido mi intención, SU jefe me suelta que mi actitud que le ha molestado a él. Que antes le parecía una tía la mar de maja, y con mi actitud le había caído mi imagen a los pies. TócateLosHuevosPepe. Ahí sí que ya no he podido aguantar esta boquita que me caracteriza y le he soltado cuatro palabras que más o menos vienen a ser estas:
"Lo normal, es que si dos compañeros de trabajo tienen algún problema, lo discutan entre ellos, y no que sea el jefe de departamento el que se invente un problema inexistente. Ya me he disculpado con Noelia, que es a quién, según tú, he tratado de manera despectiva, así que si no tienes nada más que decirme, me voy a fumar un cigarro."
Y me he quedado más ancha que larga. Pero sé que esto tendrá repercusiones, porque este no es de los que deja las cosas como están, así que lo más sensato sería contárselo a mi jefe (que no lo puede ni ver) para que esté prevenido, pero creo que me voy a callar, no sea que aun se líe la cosa. Y sé que como se lo cuente va armarla gorda, porque así es él...

Y lo mejor: Ayer estaba yo con la base de datos de su departamento cambiando las tarifas de material, cuando se supone que esto lo tenía que hacer Noelia. Y no me dijo nada antes para que no les mandara a la mierda con el listado a medias. Santos Cojones!! Y Noelia tampoco ha abierto la boca para decirle "eh jefe, que se te está yendo la olla"…

Menos mal que ya queda poco de semana…

s:

7 comentarios:

Paul Beaumont dijo...

Como opción te doy el prestarte un artilugio que utilizado recientemente con bichos de igual calaña. Está disponible para que tu lo uses.

ENSALADA-DE-CHOCOLATE dijo...

vaya como estan las cosas..de todos modos yo si q avisaria a mi jefe de todo eso...
y la noeliaaa mas callada que una puta en semana santa ehhh ..so zorraaaa

txantxangorri dijo...

Bueno, bueno... como está el patio en el curro, eh?

Es como la vida misma, un dragón-kan (o como se escriba).

Consejos vendo y para mí no tengo, pero me parece acertado por tu parte intentar que el tema se zanjé, solito.

Disculpa a Noelia, si lleva dos días... Tampoco le pidas tu entereza.

La foto de apoyo, buenísima!

Deja de fumar ;-)


saludos y ánimo.

Sophie dijo...

Mira que son liosos los rollos de curro.
Además ahora el otro jefe lo que ha provocado es mas distancia entre esa chica y tú.
Mira que los hay listos¡¡

Bicos

La interrogación dijo...

Y al jefe ese que rayos le pasa. a lo mejor es que le pica la punta de la p... pariz, eso.

Un besote

Asbeel dijo...

También puedes esperarle a la puerta del trabajo y matarle, descuartizarle, y tirar sus restos a una bañera con ácido.
Lo de matar y descuartizar es un poco rollo, pero al final se le coge el tranquillo. La bañera con ácido te parecerá mentira, pero si trasteas un poco por el internes verás que no es tan dificil. Lo mas chungo, encontrar un tapón que no se desaga, el resto es coser y cantar.

No es que yo lo haya hecho nunca ¿e? es solo una idea. Vamos, por comentarlo namás.

Respecto a la botellita de desatascador de desagües, sospecho que no pasaría la aduana. Im sorry.

humo dijo...

Por lo que veo, aún no tienes el síndrome de la empleada quemada... Los quemados, en general, ya ni se enteran, cuando les ocurren estas cosas, de que se tienen que sentir ofendidos.

¡Bien por tu reacción!